El manejo defensivo en invierno

264
manejo defensivo invierno

El invierno conlleva las condiciones climatológicas más peligrosas para conducir. El viento, el frío, la lluvia, la nieve y el hielo condicionan la circulación y obligan al conductor a modificar su forma de conducir. Aquí tienes algunos consejos para saber manejar en invierno.

Con el manejo defensivo, aumentará la seguridad en su auto y evitará riesgos y accidentes innecesarios que podrían perjudicarle a usted y otras personas.

¿Qué se entiende por manejo defensivo?

Es la forma de manejar cautelosa con el fin de evitar un accidente. Así será capaz de anticiparse a ciertas situaciones y tomas las mejores decisiones en la calzada. Un conductor defensivo es aquel que no tiene accidentes ni tampoco los provoca, sabe interpretar cuando puede haber un peligro potencial y sabe cómo esquivarlo, tomando las medidas necesarias.

Preparación del auto

Lo más importante de manejar bien en invierno es preparar el auto para tal situación t así no terminar involucrado en un desagradable accidente. Cuando este se produce y es culpa suya, lo primero que hay que comprobar es si tiene el tipo correcto de neumático.

Manejar despacio

La mayoría de los accidentes durante en invierno son causados por conductores que no prestan atención al hielo o escarcha. Esto implicará un manejo mucho más lento y conservado y se deberán tomar mayores precauciones si quiere llegar a su destino sin problemas. Al ir a una velocidad más lenta podrá cambiar de carril sin riesgos, parar o hacer giros.

El espacio

Los neumáticos en invierno pueden producir deslizamientos graves similares a las del patinaje, por lo cual deberá tener suficiente espacio de maniobra si su coche se mueve de forma inesperada. En una carretera congelada se necesita 12 veces más tiempo para detener su vehículo que en una carretera seca.

Ante esta situación deberá mantener una distancia de seguridad más grande de lo normal con respecto a otros vehículos. Tómose su tiempo y siga en su carril a fin de evitar riesgos que puedan provocar desagradables accidentes. Pero, conducir con la mayor seguridad defensiva no nos asegura al 100% que no tendrá un accidente.

Con el manejo defensivo se busca ser consciente de su responsabilidad para operar un vehículo.

Dado que la mayoría de los accidentes no son fortuitos, sino provocados por fallos humanos y en muchos son totalmente previsibles y evitables, saber interpretar bien las diferentes pistas que nos da el entorno, aumentará nuestra seguridad. La principal característica de la conducción defensiva es la observación de todo lo que ocurre alrededor, anticipándose a las circunstancias para esquivar con más efectividad los peligros.

Por José Espina. Abogado de accidentes

Si ha estado envuelto en algún tipo de accidente en este invierno. Podrá obtener más información sobre cómo proteger su derechos, contactando a Gaienie Law firm. Ellos con gusto le darán una cita y harán una revisión gratis y en español de su caso, sólo llame al (303) 455-5030